Para preservar los animales en peligro de extinción, 42 ejemplares de la especie caimán del Orinoco (Crocodylus Intermedius), 800 tortugas arrau y 700 terecay, fueron liberados en la laguna el Rincón del Caracaro, ubicada en el Hato El Cedral, municipio Muñoz del estado Apure. La actividad contó con la participación del ministro del Poder Popular para Ecosocialismo y Aguas (Minea), Ramón Velásquez Araguayán, servidores públicos de la Unidad Territorial Ambiental Apure (Utea), Hidrollanos, Inparques, Guardería Ambiental, Empresa Agroecológica Bravos de Apure, antiguo «Hato El Cedral», y el Poder Popular.

«Estamos liberando 42 caimanes del Orinoco para llegar a los 10 mil 199 ejemplares reinsertados en su hábitat, de los cuales el 85% han sido en revolución», detalló Velásquez Araguayán. Indicó que la liberación de estos individuos es la primera del año 2018 y dijo que «estimamos por realizar alrededor de ocho eventos más, ya que en los zoocriaderos se encuentran 277 caimanes del Orinoco, más de 38 mil tortugas arrau y más de 5 mil tortugas terecay».

El titular de Ecosocialismo y Aguas hizo un llamado a la reflexión para las personas, invitándolos a tener conciencia ambientalista para preservar estos animales para las generaciones futuras. «Estas especies están en veda. Está prohibida su caza. Quien sea sorprendido haciendo esta actividad está violando la legislación ambiental», señaló el ministro.
 
En este sentido, Edis Solórzano, directora general de Diversidad Biológica del Ministerio del Poder Popular para Ecosocialismo y Aguas (minea), afirmó que los caimanes son ejemplares nacidos de las hembras residentes del hato El Cedral, cuyos huevos fueron recolectados e incubados artificialmente, para ser criados por un tiempo suficiente para garantizar su supervivencia en el medio natural.

Por su parte, los ejemplares de arrau y terecay nacieron en el Refugio de Fauna Silvestre de la Tortuga Arrau, producto de la temporada reproductora anual en el Orinoco Medio, y fueron criados en el zoocriadero del hato «contribuyendo con la salvación de la vida en el planeta, así como  con la conservación y perpetuidad de las especies liberadas», manifestó Solórzano.

Igualmente, informó que a nivel nacional existen 10 criaderos de la tortuga arrau y cuatro criaderos activos del caimán del Orinoco como aporte a la protección y conservación de estas especies. Estos ejemplares forman parte del grupo de caimanes y tortugas que se crían anualmente para ser liberados en áreas de su distribución natural, como parte del Programa Nacional de Conservación en especies amenazadas, que se desarrolla en el marco del Plan de la Patria 2013-2019 y la Estrategia Nacional para la Conservación de la Diversidad Biológica 2010-2020 y  su plan de acción nacional.

Tulio Aguilera, presidente de la Empresa Agroecológica Bravos de Apure, antiguo hato El Cedral, añadió que tienen más de 30 años con un programa de conservación de especie en peligro de extinción y dentro de ellos están el caimán del Orinoco, la tortuga arrau y actualmente la tortuga terecay, logrando reforzar las poblaciones existentes en el río Matiyure. «Es un programa de alta inversión para los espacios acuáticos, con programa de desarrollo modulares, que se ejecutó en los años 70 en el estado Apure y estamos trabajando en rescatar todos esos programas de conservación de especies», acotó Aguilera. 

Fuente: Kareen González Gómez / Prensa Ecosocialismo y Aguas (Minea), Fotografías / Isaac Batista

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.