Más de 47 aves se ahogaron después de que fueron arrojadas al mar por traficantes de fauna silvestre que intentaron evadir la captura de la Guardia Costera en las aguas de Trinidad y Tobago a comienzos de semana. Cuando los oficiales sacaron las cestas de mimbre con los pájaros, la mayoría estaban muertos.

Se trataba de 20 guacamayos de Hahn, 22 caiques y cinco loros de alas naranjas. También fue arrojada una caja de cartón con varios camachuelos, pero sus cadáveres fueron arrastrados por el mar antes de que pudieran ser recuperados. Reportes previos aseguraban que en el cargamento habían monos que fueron rescatados, pero la Guardia Costera ha declarado que no se descubrieron monos.

Acción criminal

Se cree que las aves fueron introducidas de contrabando en Trinidad y Tobago desde Venezuela para ser vendidas en el mercado negro. Según un informe, alrededor de las 6:36 de la mañana del pasado martes, el barco de la Guardia Costera estaba patrullando e interceptó la piragua.

Los miembros de la tripulación comenzaron a tirar las cestas de mimbre y la caja de cartón por la borda mientras el barco de la Guardia Costera los perseguía e interceptaba. Los oficiales luego sacaron las canastas. Los hombres y las aves fueron llevados a la estación de policía de Cedros, donde se contactó a la División Forestal.

Se cree que los traficantes de animales vinieron de Venezuela, y de acuerdo con los protocolos covid-19 tuvieron que hacerse la prueba del virus antes de que pudieran ser detenidos en la estación. Por ahora, estos maleantes recibieron una citación ante la justicia y fueron liberados temporalmente.

En los próximos días los traficantes deberán comparecer ante un magistrado para responder a más de 47 cargos de posesión sin permiso de especies en peligro de extinción, delito que conlleva una multa máxima de 10.000 dólares. Lamentablemente la ley no contempla la prisión por estos actos.

Fuente: https://guardian.co.tt/, Agencias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.