[dropcap]U[/dropcap]nos 240 funcionarios de los bomberos forestales del Instituto Nacional de Parques (Inparques), del Distrito Capital y de Protección Civil de varios municipios capitalinos, junto con helicópteros de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB), enfrentaron desde las 2:00 de la tarde del sábado el incendio que se desató en el Parque Nacional Waraira Repano, en Caracas, y que fue controlado ayer domingo.

Así lo indicó el comandante del cuerpo de Bomberos del Distrito Capital, William Martínez, quien ratificó que el fuego está totalmente controlado.

 photo Incendio4_zps13d12f63.jpg

35 hectáreas afectadas

«Si la población ve una fumarola en un espacio quemado, no debe preocuparse. Es normal. Es posible que haya quedado algún elemento combustible», pero esto no implica peligro, explicó, durante una transmisión de Venezolana de Televisión.

El de este sábado es el segundo incendio que se desata en el cerro caraqueño esta semana. Fue, además, de menor intensidad que el anterior. Martínez agregó que un frente frío que está entrando a la ciudad desde Guarenas, estado Miranda, con una pequeña lluvia, contribuye con la extinción.

El director Nacional de Protección Civil y Administración de Desastres, Luis Díaz Curbelo, informó que entre 30 y 35 hectáreas de maleza baja y algunos árboles resultaron afectados por el fuego. Ya el Ministerio Público (MP) inició las averiguaciones a fin de determinar si el suceso fue intencional, para lo cual trabajan con el Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (CICPC) y los Bomberos.

 photo Incendio-3_zps89f75e78.jpg

Combate nocturno

Detalló que 60 personas permanecen en el sitio con las acciones de refrescamiento, entre bomberos forestales del Instituto Nacional de Parques (Inparques), Bomberos de Distrito Capital, Protección Civil y la Guardia Nacional Bolivariana (GNB). Además, 48 pernoctaron en el cerro para contener las llamas.

Díaz señaló que en lo alto de la montaña se construyó un tanque de 100.000 litros de agua para apoyar en las labores de extinción de incendios y colocaron dos piscinas de 40.000 litros en Sebucán y una de 15.000 en la Universidad Metropolitana, a fin de garantizar el líquido continuamente.

También colaboraron en las labores grupos voluntarios de bomberos e integrantes del Instituto Nacional de Transporte Terrestre (INTT) y de la Policía Nacional Bolivariana (PNB), estos últimos en la restricción del tránsito en la Cota Mil.

Fuente: AVN, Agencias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.