Una rara planta devoradora de insectos, autóctona de Cuba, corre el riesgo de extinguirse debido a la combinación de contaminantes químicos y las sequías, cada vez más frecuentes en esta isla del Mar Caribe.

“La Pinguiculas Lignicola solo existe en esta isla y se encuentra en peligro de extinción”, advirtió la doctora Cristina Panfet, vicepresidenta de la Sociedad Cubana de Botánica.

Amenazada por los aerosoles

El hábitat de la planta carnívora son las húmedas montañas del Escambray, en el centro de Cuba, un paraíso natural amenazado. Aerosoles contaminantes que se utilizan en áreas cercanas a esa cadena montañosa, más las sequías cada vez más frecuentes y atribuidas por científicos a la contaminación de la atmósfera, atacan a la planta, expuso Panfet.

“Estos especímenes se alimentan de pequeños insectos, tienen forma de roseta y crecen adheridos a los troncos de los árboles leñosos”, dijo la especialista en su conferencia, citada por la prensa local.

Fuente: ANSA, Agencias

1 COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.