Una cámara oculta ha grabado como un bulldozer destruye en un bosque protegido el hábitat del tigre de Sumatra, en peligro de extinción, para preparar el terreno para una plantación de palmas aceiteras en Indonesia, denunció el Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF, por su sigla en inglés).

El vídeo pertenece al periodo entre mayo y junio pasados y recoge como un tigre huele la cámara, una semana después aparece un bulldozer derribando árboles y, al día siguiente, otro tigre atraviesa por el terreno destruido del bosque Bukit Batabuh, declarada zona protegida en 1994 y en la provincia de Riau.

Deforestación ilegal

“El área no puede transformarse en una plantación de palma aceitera, por eso cualquier deforestación, incluidas las actividades del bulldozer, es ilegal”, manifestó el director del programa Especies y Bosques de WWF-Indonesia, Ian Kosasih.

Sólo quedan cerca de 400 ejemplares de la “Panthera tigris sumatrae” en Indonesia, de una población mundial de unos 3.200, según el WWF. “La población de tigres está amenazada por la pérdida y fragmentación de su hábitat, por la caza ilegal y el comercio de sus partes, así como por el conflicto con el hombre”, advirtió la organización ecologista.

Los expertos advierten de que, de no cambiar la situación, esta subespecie seguirá los pasos de sus primos, el tigre de Java y el de Bali, y se convertirá en el primer gran felino en desaparecer en el siglo XXI.

Fuente: Agencia EFE

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.