La semana pasada fueron registradas nevadas y temperaturas de 0 ºC e inferiores en el desierto del Sahara y en varias provincias de Arabia Saudita, sobre todo cerca de las montañas Dahr, en el norte del país. Residentes sauditas expresaron alegría y entusiasmo por la nevada en la región. Sin embargo, medios locales informaron que la Autoridad General de Meteorología y Protección del Medio Ambiente del reino instó a los residentes locales a evitar exponerse al frío.

El fotógrafo Karim Bouchetata captó imágenes de ensueño en las dunas del desierto del Sahara, en los alrededores de la ciudad de Ain Sefra, en Argelia, donde las temperaturas llegaron a descender el pasado miércoles hasta los 3° bajo cero.

Caída inesperada de nieve

En ese lugar, conocido también como la Puerta del Desierto, la nieve sorprendió a los habitantes y tiñó de blanco el amarillo habitual de la arena. Entre las imágenes más increíbles se puede ver a un grupo de ovejas junto a sus pastores caminando por las dunas nevadas. El sector del desierto sahariano argelino que recibió la caída inesperada de la nieve se encuentra a unos 1000 metros sobre el nivel del mar, y está rodeado por las montañas del Atlas, que recorren todo el noroeste de África.

Pero la nevada sorpresiva no se limitó solo a esa zona de África poco habituada a su presencia. También nevó sobre una región desértica de Arabia Saudita, en la provincia de Asir, donde los residentes se mostraron alegres por la extraña presencia blanca en la zona, que durante la semana alcanzó temperaturas de 2° bajo cero.

Si bien la nieve y el hielo no son usuales en regiones desérticas, esto no es algo que sea completamente desconocido en estos lugares. En realidad, durante la noche la temperatura en esos sitios áridos suele bajar drásticamente, pero si llega a haber nevadas nocturnas, la nieve se derrite rápidamente con la salida del sol.

Fenómeno poco frecuente

Pero lo que sucedió en casos como los que se vieron en Argelia y Arabia Saudita es que los sistemas de alta presión de aire frío se desplazaron por tierra hacia los desiertos, provocando que las temperaturas sean más bajas que las habituales durante el día.

Estos anticiclones pueden llegar a Arabia Saudita moviéndose en el sentido de las agujas del reloj desde el centro de Asia, recogiendo humedad en su paso que luego se enfría para formar nieve, según consigna el medio británico Daily Mail.

En este enero la nieve llegó al Sahara y a Arabia Saudita, dos lugares calientes del planeta, generalmente abrasadores, pero no es la primera vez que sucede. En 2018, Ain Sefra fue cubierta también de nieve. Y esa era la tercera vez que sucedía en 40 años. Pero en general, la temperatura en esa zona suele oscilar entre los 12 grados en enero y los 40 en julio.

En la provincia de Asir, en Arabia Saudita, en tanto, el fenómeno de la nieve es menos frecuente. La nevada de este mes de enero fue la primera que ocurrió allí en medio siglo.

Fuente: https://www.lanacion.com.ar, https://actualidad.rt.com/, Agencias / Foto: Karim Bouchetata


Recibe nuestro boletín de noticias ecológicas todos los días en Telegram a través de este enlace: https://t.me/masverdeperiodico

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.