[dropcap]C[/dropcap]omo parte de la política nacional de eficiencia energética, en Nicaragua se promueve el uso de ecofogones o cocinas ecológicas con el propósito de reducir el gasto de leña, reducir la emisión de humo y evitar posibles enfermedades por inhalación de gases.

“El 60% de la energía primaria que utiliza Nicaragua es leña para cocinar. Hay unos 800.000 hogares en el país que utilizan leña solo para cocinar”, asegura Leonardo Mayorga, gerente de proyectos en Proleña, una organización que promueve el uso de energías ecológicas en la nación centroamericana.

 photo ecofogon1.jpg

Creatividad al servicio del ambiente

La solución al problema resultó ser bastante simple. Un diseño ecológico del fogón ha permitido revolucionar el uso doméstico de leña en todo el país, racionalizando su consumo. El ecofogón cuenta con una cámara interna de combustión hecha de barro que permite ahorrar casi el doble de la energía. Desde la cámara de combustión se transmite calor a una plancha metálica sobre la que se preparan los alimentos.

Según datos de Proleña, en el país ya hay más de 15.000 personas que han podido comprobar las ventajas de estas ecochimeneas, que además son mucho más prácticas y fáciles de transportar. Pero la optimización energética va mucho más allá de una simple mejora de las condiciones en los hogares. El país posee enormes fuentes naturales para producir energía limpia, por lo que entre las metas de Managua está elevar la generación a partir de renovables hasta un 90% en 2020.

El esfuerzo de Nicaragua por cambiar la matriz energética ha sido constante desde que comenzó en el 2007, y ya en 2013 la producción de energía a partir de fuentes limpias en el país fue del 51%.

Fuente: RT, Agencias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.