Científicos australianos finalizan los detalles para la implementación de un programa inédito de monitoreo al demonio de Tasmania, mediante la instalación de cámaras en una selva tropical de la isla homónima.

El proyecto consistirá en la colocación de 45 cámaras en la recóndita zona de Tarkine, al noroeste de la sureña ínsula, y tendrá entre sus objetivos principales determinar con mayor exactitud la población de esta especie en peligro.

Número desconocido

Según científicos citados por la página web del diario The Australian, aún se desconoce el total de ejemplares de este marsupial que quedan en vida silvestre.

Responsables del programa explicaron que las cámaras se activarán mediante censores de calor y movimiento. El programa también permitirá establecer una alerta temprana ante la posible aparición en el área de una enfermedad tumoral que ha mermado en grandes cantidades la población de esa especie amenazada.

Fuente: Prensa Latina, Agencias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.