Un vertido de crudo procedente de un barco japonés ha provocado un verdadero desastre ambiental en las islas Mauricio, sobre todo para los delfines de la zona. Por eso, se han visto escenas tan dramáticas como la se captó desde un barco en la costa de la isla.

En un video se puede ver a un bebé delfín flotando de costado, en la superficie mientras su madre empuja repetidamente su cabeza por encima de las oleosas olas en una laguna en Mauricio, donde los ambientalistas exigen una investigación sobre la muerte de decenas de delfines tras un derrame de petróleo.

Operación de rescate improvisada

Las imágenes, obtenidas por Reuters de un pescador que trató de ayudar a rescatar a los delfines, muestran los últimos momentos desesperados de la madre y su cría antes de que ambos murieran. Al menos 40 delfines han sido encontrados muertos en Mauricio, 38 que fueron arrastrados a la costa, así como la madre y su bebé, desde el pasado lunes, cuando un barco japonés fue hundido después de encallar en julio y derramar petróleo.

El número de muertos puede aumentar: Yasfeer Heenaye, el pescador de 31 años que filmó a la madre y al bebé, dijo que vio cerca de 200 delfines dentro del arrecife el viernes por la mañana, 25-30 de ellos muertos. “Algunos resultaron heridos y otros simplemente flotaban”, dijo Heenaye. Los pescadores intentaban sacar a los delfines de la laguna hacia el mar abierto.

“Dentro del arrecife hay un derrame de petróleo en el agua – si se quedan adentro quizás todos mueran – pero si salen afuera quizás sobrevivan. Estábamos tratando de empujar a los delfines fuera del arrecife, haciendo ruido en el bote para hacer que los delfines salgan del arrecife», dijo.

Triste final

“Había una madre y su bebé … Estaba muy cansado, no nadaba bien. Pero la mamá se quedó junto a él, no dejó a su bebé para ir con el grupo. Todo el camino se quedó con él. Ella estaba tratando de protegerlo … de empujar al bebé a volver con el grupo “.

Pero el bebé se revolcó de costado y murió frente a ellos, flotando sobre las olas, dijo. “Cuando vi esto, se me llenaron los ojos de lágrimas. Soy padre de una hija pequeña, es muy difícil para mí ver a la madre luchar y hacer todo lo posible por salvar a su bebé”, dijo Heenaye.

Poco tiempo después, la madre tuvo convulsiones y murió también, dijo otro testigo, Reuben Pillay.

Fuente: https://www.lavanguardia.com/, Agencias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.