Las industrias contaminantes están invirtiendo cientos de millones de dólares en el patrocinio deportivo en un intento de “lavar con deportes” su papel en la crisis climática, según los autores de un informe publicado esta semana y reseñado por The Guardian. El estudio revela más de 250 acuerdos de publicidad y patrocinio entre algunos de los mayores contaminadores corporativos y equipos y organizaciones deportivas líderes en Reino Unido.

Andrew Simms, codirector del New Weather Institute y uno de los coautores del informe, dijo: “El deporte está en la primera línea de la emergencia climática, pero flota en un mar de acuerdos de patrocinio con los principales contaminadores. Empeora la crisis al normalizar los estilos de vida contaminantes y con alto contenido de carbono reduciendo además la presión por la acción climática”.

Contaminadores “que disfrazan” su responsabilidad ambiental

El informe, del New Weather Institute, la organización benéfica climática Possible y Rapid Transition Alliance, identificó acuerdos de publicidad y patrocinio con los principales contaminadores en 13 deportes diferentes, incluidos el fútbol, ​​el cricket y el tenis. Se descubrió que el fútbol tiene la mayor cantidad de ofertas, recibiendo 57 patrocinios de industrias que producen grandes cantidades de carbono que van desde corporaciones de petróleo y gas hasta aerolíneas.

Simms dijo: “Conocemos el ‘lavado verde’, cuando los contaminadores se presentan falsamente como ambientalmente responsables. Esto es ‘lavado deportivo’, cuando las industrias altamente contaminantes patrocinan el deporte para que parezcan amigos de las actividades saludables, cuando de hecho están bombeando contaminación letal al mismo aire que los atletas tienen que respirar y arruinando el clima del que depende el deporte”.

Dijo que los “grandes contaminadores” habían reemplazado a las empresas tabacaleras como los más importantes patrocinadores deportivos. “Deberían detenerse por la misma razón por la que terminó el patrocinio del tabaco: por la salud de las personas, los deportes y el planeta”.

El deporte como medio para crear conciencia

El estudio sigue una campaña de alto perfil contra los acuerdos de patrocinio de las instituciones artísticas del Reino Unido con los gigantes del petróleo y el gas. Varios han cortado sus vínculos con las empresas de combustibles fósiles. Los autores del informe dicen que el deporte será el próximo campo de batalla para desafiar la responsabilidad social de las industrias contaminantes.

“El deporte ha cambiado las reglas del juego a la hora de crear conciencia y modificar rápidamente las opiniones y las políticas sobre cuestiones vitales que van desde la pobreza infantil hasta el racismo”, dijo Simms. “Ahora podría configurarse para que haga lo mismo con el cambio climático”.

El informe afirma que la industria del automóvil es el sector de alto contenido de carbono más activo que busca el patrocinio deportivo, con 199 acuerdos diferentes en todos los deportes. Las aerolíneas ocupan el segundo lugar con 63, seguidas por compañías de petróleo y gas como Gazprom e Ineos, cuyos acuerdos han sido criticados anteriormente por campañas climáticas. Cuando Ineos se estaba preparando para asumir el patrocinio del equipo de ciclismo Sky en 2019, un portavoz de la compañía de productos químicos dijo que estaba comprometida con avanzar hacia una economía circular.

Promesas sin cumplir

El informe revela al fabricante de automóviles Toyota como el patrocinador más grande con 31 acuerdos, seguido por la aerolínea Emirates con 29 asociaciones.

Un portavoz de Toyota dijo que no podía comentar en detalle sin ver el informe completo, y agregó que la compañía había sido “el líder mundial en vehículos electrificados de bajas emisiones durante 25 años” y tenía “uno de los promedios de flota de CO2 más bajos por volúmen de cualquier fabricante importante y está comprometida con algunos de los objetivos medioambientales más ambiciosos de cualquier empresa de movilidad”.

Los activistas argumentan que los hallazgos del informe parecen socavar las promesas recientes hechas por muchos clubes y organismos deportivos de tomar medidas contra el colapso climático.

Melissa Wilson, miembro del equipo de remo de Reino Unido para los Juegos Olímpicos de Tokio, es una de las atletas que apoya la campaña. “Como atletas, nos enfocamos mucho en mantener el deporte ‘limpio’ dando prioridad al antidopaje”, dijo. “Sin embargo, seguir contaminando frente a la emergencia climática es el equivalente en la Tierra a doparse o marcar en propia meta. Al mantener a los patrocinadores contaminantes a bordo, los deportes restan valor a su oportunidad de desempeñar un papel productivo en la carrera hacia cero emisiones de carbono. Es hora de que los deportes y los atletas cambien eso”.

Fuente: https://www.theguardian.com/, Agencias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.