Las autoridades de Luisiana (EEUU) comenzaron a abrir ayer las esclusas en un sistema de diques del río Misisipi para desviar parte de las aguas hacia una zona rural en una inundación provocada y evitar que puedan quedar anegadas Nueva Orleans y Baton Rouge, las principales ciudades del estado.

Es la primera vez en 38 años que las autoridades de Luisiana se ven obligadas a abrir las esclusas, una medida causada por la fuerte crecida del río Misisipi, la mayor en más de setenta años.

bp19

Daño colateral

Una vez abierta la esclusa, las aguas se dirigirán al área rural de la cuenca del río Atchafalaya, una zona de 7.770 kilómetros cuadrados donde residen cerca de 25.000 personas, se levantan 11.000 edificios, hay miles de hectáreas cultivadas y existe una reserva de vida animal.

bp24

Esta zona podría quedar cubierta por más de siete metros de agua en algunos puntos, según las autoridades estatales.

De no haber abierto las compuertas, la presión de las aguas, superior a los 42.500 metros cúbicos por segundo, amenazaba con derribar los diques que protegen Baton Rouge y Nueva Orleans, que aún lucha por recuperarse de la inundación sufrida en 2005 al paso del huracán Katrina.

Mississippi floodgate 008

Combinación de factores

Además, se verían amenazadas hasta ocho refinerías de petróleo, que representan el 12 por ciento de la capacidad del país, y una central nuclear.

bp17

Una cadena de tormentas y el deshielo tras una temporada de nieve especialmente abundante ha causado una fuerte crecida del río Misisipi, el tercero más largo de América del Norte y el cuarto más caudaloso del mundo. Se calcula que unas 7.300 hectáreas de cultivos queden anegadas por varias semanas, antes de que las aguas empiecen a retroceder.

«La tierra va a quedar inundada, pero así es la vida. Lo peor es que estamos en una sequía y no podemos usar nada de esa agua», dijo Hurlin Dupre, miembro del Consejo de St. Landry.

Fuente: EFE, BBC Mundo, Agencias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.