La senadora australiana Sarah Hanson-Young, del partido de los Verdes, reiteró recientemente que presentará un proyecto de ley para proteger la Gran Bahía Australiana de perforaciones en busca de petróleo y gas. Según declaró Hanson-Young, espera que su propuesta una voluntades en el Parlamento y detenga los planes de exploración de la compañía British Petroleum en el subsuelo de ese parque marino.

La cuenca de la Gran Bahía Australiana es un santuario para la ballena franca y una zona de alimentación de leones marinos, tiburones, atunes y cachalotes migratorios, precisó la senadora. Asimismo, abogó por preservar la actividades de las industrias locales como la pesca y el turismo ecológico en esa zona.

 photo extraccionpetroleraponeenriesgo2.jpg

Últimos lugares del planeta con vida

Recientemente una coalición de organizaciones ambientalistas lanzó una campaña para divulgar los tesoros naturales de ese sitio y un buque patrocinado por la Sea Shepherd Global partió de Melbourne hacia la Gran Bahía.

El capitán de la expedición y consejero delegado de esa entidad, Alex Cornelissen, pidió respeto hacia los últimos lugares del planeta que quedan con vida, y resaltó la rica biodiversidad de la costa australiana.

A propósito, el director de la sociedad conservacionista Wilderness Society Australia, Peter Owen, declaró a la prensa que la cuenca marina es un lugar totalmente inadecuado para expandir la industria del petróleo. Es preciso buscar otras fuentes de energía para tener un clima habitable en el futuro, sentenció.

Fuente: Prensa Latina, Agencias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.