La alarma de emergencia que podría haber alertado a los trabajadores de la explosión de la plataforma petrolífera Deepwater Horizon del Golfo de México estaba apagada a propósito para no despertar a los trabajadores debido a falsas alarmas, según reveló un ingeniero a la comisión de investigación de la explosión de la plataforma de BP en EEUU.

Mike Williams, ingeniero técnico jefe en la plataforma de la petrolera británica BP y gestionada por la compañía suiza Transocean , ha señalado que la alarma general que podría haber detectado la nube de gas metano inflamable que rodeó la cubierta de la plataforma el pasado 20 de abril estaba «desactivada», según informa la agencia Reuters.

«Ellos (los jefes de la plataforma) no querían que el personal se despertara a las tres de la madrugada debido a falsas alarmas», ha indicado Williams a la comisión federal de seis miembros en el barrio residencial de Kenner, en Nueva Orleans (Luisiana).

Las críticas de Williams, que ha puesto una demanda contra Transocean, van más allá. Añade que el sistema informático que supervisaba las operaciones de perforado de los pozos, conocido como la Silla A, estaba a menudo desactivado debido a cuestiones técnicas. «Lo llamábamos la pantalla azul de la muerte», ha señalado Williams. «Se ponía azul y no te proporcionaba ningún dato».

Sin embargo, no hay consenso

Pese a esto, varios testimonios del personal de la plataforma recogidos por la comisión y a los que ha accedido la agencia Reuters aluden a que las alarmas sí sonaron en la plataforma.

«En el momento del incidente, yo estaba en la sala de control de motores trabajando en la bitácora nocturna», escribe Douglas Brown, mecánico jefe de la plataforma. «En el cual (sic) saltaron múltiples alertas de gas».

«La configuración general de la alarma en la Deepwater Horizon estaba fijada a propósito y conforme a las prácticas marítimas convencionales», ha señalado Transocean en un comunicado. La plataforma «tenía cientos de alarmas individuales de fuego y gas, y todas estaban revisadas y en buenas condiciones, no desviadas y supervisadas desde el puente».

Preocupación un mes antes de la explosión

Trabajadores de la plataforma petrolera Deepwater Horizon habían expresado su preocupación sobre el estándar de seguridad en la planta en un sondeo confidencial realizado un mes antes de que explotara, informó el diario The New York Times semanas atrás.

En una encuesta encargada por la compañía dueña de la plataforma, Transocean, los operarios dijeron haber presenciado con frecuencia prácticas inseguras en la planta e indicaron que temían represalias si reportaban errores o problemas, dijo el periódico (Esto podría explicar la falta de consenso y la razón por la que muchos trabajadores no quisieron declarar).

Además del sondeo, un trabajo de una firma de asesoramiento en riesgos marítimos de Lloyd’s, reportó al menos 26 elementos y sistemas de la planta que estaban en condiciones «malas» o «pobres», dijo el diario.

El portavoz de Transocean, Lou Colasuonno, quien confirmó la existencia del sondeo, dijo al periódico que la mayoría de los elementos que estaban en malas condiciones eran menores y que el mecanismo para prevenir explosiones había sido inspeccionado dentro de los plazos establecidos por el fabricante.

Fuente: Diario El Mundo, Reuters, AFP

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.