Las emisiones globales de gases de efecto invernadero aumentaron un 11% entre 2010 y 2018, lo cual representa un alarmante incremento de esos contaminantes, alertó un estudio publicado en Environmental Research Letters. Se trata una indagación hecha para el estudio que documentará el Sexto Informe de Evaluación del Panel Intergubernamental sobre Cambio Climático (IPCC) de las Naciones Unidas, previsto a lanzarse en 2022, y en el cual se evalúa la información científica, técnica y socioeconómica en relación con las afectaciones del hombre al planeta.

De acuerdo con el estudio, en 2018 se produjeron más gases de efecto invernadero que en cualquier año anterior, a pesar de la reducción de sus emisiones de carbono en más de 20 países.

Las emisiones seguirán en aumento

El equipo a cargo de la investigación, integrado por 29 investigadores de seis continentes, examinó los últimos datos de emisiones disponibles a nivel mundial para la década anterior a 2018 en 10 regiones del mundo y comparó qué sectores de cada una eran responsables de las cifras superiores y cuáles mostraron el mayor crecimiento.

Determinaron que el transporte por carretera, el consumo de carne y una tendencia global hacia la expansión de los espacios, fueron los principales factores detrás del aumento de los gases de efecto invernadero. “La actividad mundial de viajes de carga creció un 68 por ciento en las últimas dos décadas, mientras el mayor emisor en general fue el sector industrial, agregando el equivalente a 20,1 gigatoneladas de dióxido de carbono en todo el mundo en 2018, el 35 por ciento de las emisiones totales y 14 por ciento más que en 2010”, detalla el comunicado.

Asimismo, la industria, ganadería y los sistemas energéticos continúan representando una parte sustancial del total de emisiones de carbono. Los expertos señalan que los movimientos hacia la energía renovable no lograron influir en esos procesos. “Son resultados bastante aleccionadores. Sí, hemos desacelerado un poco el crecimiento de las emisiones en comparación con la década anterior a 2010, pero si queremos cumplir el objetivo del Acuerdo de París para el 2050, habrá que reducir las emisiones más rápido”, dijo Tommy Wiedmann, uno de los científicos a cargo de la indagación.

Sólo unos pocos sectores vieron una tendencia a la baja significativa, como el energético en Europa mientras la generación de energía a base de carbón, que daña el clima, aumentó en Asia, resalta el texto. Aunque la pandemia de Covid-19 puedo haber provocado un alivio temporal en las emisiones de carbono, los expertos pronostican un regreso a la trayectoria ascendente anterior de la producción de gases de efecto invernadero después de observar que el crecimiento económico retrocedió a los niveles anteriores.

Fuente: https://www.prensa-latina.cu/, Agencias


Recibe nuestro boletín de noticias ecológicas todos los días en Telegram a través de este enlace: https://t.me/masverdeperiodico

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.