Próximo a cumplir 100 años de vida el Parque Zoológico Las Delicias en Maracay, Edo. Aragua, cuenta actualmente con 1223 especímenes conformados por 54 especies diferentes entre mamíferos, aves y reptiles, siendo no solo unos de los zoológicos más antiguos de latinoamerica sino también un fiel exponente del potencial que tiene Venezuela en materia de biodiversidad a nivel mundial.

Organizaciones ecologístas y sectores sociales se han manifestado a favor y en contra del zoológico a lo largo de su historia siendo en ocasiones objeto de polémica debido al maltrato y malos cuidados de las especies existentes. +Verde Periódico Ecológico conversó con el Dr. Alexander Blanco, Director actual del Zoológico, quien brindó un panorama esperanzador sobre la visión, proyectos y acciones concretas que realiza la institución de cara a un enfoque más respetuoso con la vida animal.

Por un zoológico más humano

Dr. Alexander Blanco, Director actual del Zoológico

Existe actualmente un nuevo programa de recuperación y remodelación del parque zoológico, como parte de un proyecto que surgió a finales de 2009 a través de la primera Dama del Edo. Aragua, Lic. Rossana Rodríguez de Isea y de un grupo de profesionales que apoyaron esta iniciativa para la recuperación del parque debido a la situación deplorable en la que se encontraba” comenta el Dr. Blanco.

En la primera fase se encuentra la recuperación de las áreas verdes e inversión en infraestructura, estableciendo así las bases para que en el corto plazo se puedan tener en mejores condiciones a los animales existentes abriendo incluso la posibilidad de incorporar nuevas especies, principalmente para los programas educativos y de reproducción.

“Fundamentalmente el Zoológico Las Delicias quiere ir hacia el concepto de Zoológico de 3era generación, es decir un centro de conservación. Esto radica en 4 objetivos fundamentales: 1. Conservación de especies amenazadas, 2. Investigación, 3. La Educación, 4. La recreación”, continúa el Dr. Blanco. “Dentro de la institución se han creado nuevos departamentos con la intención de establecer el orden, ya que si bien es cierto que existían personas trabajando, no habían lineamientos con respecto a las metas y objetivos que se debían alcanzar”.

En función de esto se crearon los departamentos de Educación Ambiental, Veterinaria, Nutrición, Mantenimiento de áreas verdes, caminería, y el servicio de atención y mantenimiento de condiciones óptimas para los animales.

Se creó una nueva infraestructura que no está a la vista del público pero que garantizará la salud de los animales, tal es el caso del ya mencionado Dpto. de Nutrición, el hospital veterinario, siendo este un espacio que permite la aplicación de la medicina preventiva, entendiendo que la buena salud del animal empieza desde su alimentación, si este no come bien está más propenso a las enfermedades.

El terrario donde se encuentran las serpientes y arañas funciona bajo la concesión de la cooperativa Bioreptilia quienes se ocupan del mantenimiento y operatividad de sus áreas, el espacio ha sido remodelado y funciona mucho mejor.

Un concepto más ecológico

El zoológico paulatinamente se convertirá en un centro de conservación orientado principalmente a la divulgación, el conocimiento, la educación y el aprendizaje de las especies autóctonas venezolanas.

“En el futuro especies exóticas como la elefante Lucky, el chimpancé Gaspar, o la tigre de bengala, cuando mueran no van a ser reemplazadas, no se van a seguir trayendo más elefantes, ni jirafas ni ninguna otra especie ya que esto va en contra de los estándares nacionales e internacionales de protección de especies en peligro”.

Por ejemplo para el elefante es necesario tener 5 hectáreas de terreno disponible y los requisitos son 1 macho y 2 hembras de la especie y estar insertado dentro de un programa de reproducción de elefantes. (Actualmente el Zoológico en su totalidad posee 5,1 hectáreas).

Es inaceptable tenerlos en malas condiciones solo para darle el gusto a la gente de verlos, es necesario tener ética y conciencia del bienestar animal en primer lugar. Debido a esto el zoológico se está orientando solo a especies de la fauna de nuestro país, y sobre todo haciendo énfasis en las especies más amenazadas”, sostiene el Dr. Blanco.

Por esta razón actualmente el esfuerzo de la nueva administración se enfoca hacia la construcción de infraestructura ya que entre sus proyectos se encuentra la creación de las llamadas “Exhibiciones de inmersión” que consisten en grandes espacios en los que el público puede introducirse, conociendo no solo a los animales sino también, la flora representativa del lugar de origen donde habitan.

La idea es que el visitante entienda como funciona el bioma o ecosistema de la especie animal seleccionada, siendo una experiencia integral. Por ejemplo, se piensa recrear próximamente el Parque Nacional Henri Pittier en un espacio determinado, creando un gran aviario de inmersión.

[nggallery id=66]

2 COMENTARIOS

  1. El “Zoológico de Maracay” es un ícono de nuestra ciudad jardín. Ha transitado en su ya larga historia por diferentes etapas, donde en algunas llegó a estar prácticamente en el abandono.

    Sin evadir la polémica planteada si los “Zoo” son bueno …s o malos, éste representa para los maracayeros en particular y para los venezolanos una referencia muy especial. “El Nuevo Zooloógico” es una propuesta interesante, que “…paulatinamente se convertirá en un centro de conservación orientado principalmente a la divulgación, el conocimiento, la educación y el aprendizaje de las especies autóctonas venezolanas.”

    Esto tiene un sentido lógico para la educación ambiental y sus principios y objetivos; pero debe garantizar las mejores condiciones, que aunque nunca serán como la que ofrece el hábitat natural de cada especie, los animales deben recibir un trato digno y biocéntricamente practicado.

    Para aquellos que no están de acuerdo con los “zoológicos” les pregunto: ¿Cuántos animales de la fauna silvestre venezolana están en casas particulares en las peores condiciones físicas y de trato, alimentación y aseo?… Cuidado y son muchísimo más que las especies incluidas en nuestro Zoologico de Maracay.

    Por ello propugnamos una “cultura” del manejo de los animales por parte de una sociedad humana más condescendiente y madura frente a la fauna silvestre y en general a todos los ecosistemas, de los cuales el ser humano depende indisolublemente. Mientras ésto no se “comprenda” los efectos del “antropocentrismo” se sentirán mucho más allá de los parques zoológicos, alterando el equilibrio de nuestra Gaia…

  2. Sin duda, excelentes los comentarios, como siempre la decisión de brindarle mejores condiciones de vida a la fauna del zoológico recae en las instituciones responsables y sobre todo en la sociedad organizada. Nuestro deber como ciudadanos es colaborar en lo posible y vigilar que se cumplan las promesas de cambio, porque lo fundamental es y será siempre el bienestar de los animales. Al menos así lo sentimos quienes creemos en la conservación de este maltratado planeta.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.