Se cree que hay menos de 200 caimanes albinos en el mundo, y un par nació recientemente en Wild Florida, un parque de safaris de caimanes y vida silvestre. Los reptiles albinos, una auténtica rareza de la naturaleza, tienen la piel completamente blanca, no del típico verde. El parque mostró a las crías de cocodrilo en las redes sociales.

«Te sorprenderá cuando veas lo geniales que se ven», dijo Sam Haught, propietario y cofundador de Wild Florida. «Y ayuda a las personas a tener un interés un poco más profundo en los caimanes en lugar de verlos como una máquina de comer sin sentido». Los recién nacidos eran parte de un lote de 18 huevos de sus padres albinos, acertadamente llamados Snowflake, una hembra de 27 años y 2,4 metros de largo, y Blizzard, un macho de 16 años y 3 metros de largo.

Dura supervivencia en el medio natural

Es el segundo par de bebés albinos nacidos de Snowflake y Blizzard, que fueron adquiridos en 2017 por Wild Florida. La instalación dijo que los recién nacidos son solo el segundo grupo de caimanes albinos nacidos en una atracción en cualquier parte del mundo. «En la naturaleza, los albinos casi nunca sobrevivirían», dijo Haught.

Las crías se colocaron en una incubadora el 30 de abril junto con los otros huevos para aumentar sus posibilidades de supervivencia. El tiempo medio de incubación de los huevos de cocodrilo es de 60 días, dependiendo de la temperatura del nido. Haught dijo que es difícil para los caimanes albinos sobrevivir en la naturaleza por innumerables razones, incluido el hecho de que tienen poco o ningún camuflaje debido a su falta de pigmentación.

«La razón por la que hay tan pocos de ellos es porque un lagarto blanco brillante de 15 centímetros nadando en el pantano, es muy llamativo”, dijo Haught. «Casi todo se alimenta de caimanes [bebés] en el pantano, desde pájaros hasta peces e incluso otros caimanes, y algunas veces hasta la mamá».

Los caimanes albinos necesitan cuidados adicionales porque podrían morir por sobreexposición al sol, dijo Haught. «Debido a su piel albina, se queman con el sol con mucha facilidad. Y no saben que son albinos. Entonces, se sientan al sol todo el día y se queman y terminan suicidándose, básicamente».

Clima controlado

Los caimanes albinos deben vivir en un ambiente de clima controlado. «Tenemos que asegurarnos de que se mantengan calientes en los meses más fríos aquí en Florida, y también que no reciban demasiado calor en los meses más cálidos», dijo Haught. Wild Florida también alberga a sus cocodrilos albinos recién nacidos aislados de sus madres.

«En realidad, no podemos dejar a los bebés con la madre porque ella se los comería accidentalmente», dijo. «Eso sería trágico». Los caimanes albinos también tienen mala vista, dijo Haught. Los caimanes albinos fueron criados con poca frecuencia en Luisiana hace años, dijo el especialista. Se sospecha que la población albina con raíces en Luisiana se originó a partir del apareamiento de dos caimanes no albinos.

Los albinos que se encontraron en el área generalmente se vendían a zoológicos o coleccionistas privados, dijo. Haught dijo que los cocodrilos albinos supervivientes hoy en día nacen en cautiverio. Los caimanes albinos nacidos en las instalaciones el año pasado viven solos en un acuario de 800 galones en la tienda de regalos. Eventualmente, se trasladarán a otra exhibición y los recién nacidos ocuparán el acuario.

Fuente: https://phys.org/, Agencias


Recibe nuestro boletín de noticias ecológicas todos los días en Telegram a través de este enlace: https://t.me/masverdeperiodico

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.