Un reciente estudio titulado evaluación del estado de las especies (SSA, por sus siglas en inglés) publicada por el Servicio de Pesca y Vida Silvestre de EE.UU. (FWS, por sus siglas en inglés) reveló que solo quedan 44 especímenes de lobo rojo en Carolina del Norte, el único lugar donde existen en libertad, y que podrían extinguirse en ocho años.

Dadas las vulnerabilidades de la población ante la caza ilegal, el retroceso de sus hábitats y la reducción en las poblaciones de otras especies que forman parte de su alimentación, el FWS recomendó que los lobos rojos sigan figurando en las listas rojas de especies en peligro de extinción. Según el informe, esta variedad de lobo es una de las más amenazadas de la actualidad.

La cacería entre las principales causas de su desaparición

“Se está acabando el tiempo para los lobos rojos. Necesitamos avanzar rápido si queremos evitar que desaparezcan para siempre”, dijo en un comunicado de prensa la bióloga y representante del Centro de Diversidad Biológica de EE.UU., Collette Adkins . “Para empezar, necesitamos medidas inmediatas para evitar que las personas los maten”, agregó.

Además de la mortalidad causada por el hombre, que es la causa principal de la drástica disminución del tamaño de la población de lobos rojos, la propagación de coyotes en Carolina del Norte también son una amenaza. A veces algunas hembras mueren o son asesinadas por cazadores después de dar a luz. El lobezno que queda tiene que luchar por sobrevivir algunas veces termina siendo criado con coyotes, y posteriormente reproduciéndose con estos, por lo que sus crías ya no se cuentan como lobos rojos sino que son mestizos.

Si bien hubo cuatro veces el número de camadas de lobo rojo en comparación con las camadas mixtas producidas entre 2001 y 2013, más de la mitad de las camadas híbridas surgieron porque una hembra lobo rojo perdió a su compañero y fue preñada por un macho coyote.

Fuente: http://www.lr21.com.uy, Agencias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.