Una pareja estadounidense del estado de California fue multada esta semana con 18.000 dólares por arrasar y enterrar 36 de los llamados árboles de Josué (‘Yucca brevifolia’) para construir una casa. Los árboles se encontraban en un lote de su propiedad, pero se trata de una planta candidata a ser incluida en la Ley de Especies en Peligro de California, informó el diario Los Angeles Times.

El hecho salio a la luz en febrero, cuando un habitante de la localidad de Morongo Basin vio a sus vecinos Jeffrey Walter y Jonetta Nordberg-Walter talando decenas de ejemplares con un tractor e informó de inmediato al Departamento de Pesca y Vida Silvestre de California. Poco antes, el denunciante les había advertido a los Walter que no los removieran.

Más de 30 árboles talados

Cuando un oficial del Departamento visitó el lugar no encontró a los Walter, pero se topó con un enorme agujero recién cubierto. Usando un retroexcavadora, removió la tierra y descubrió que ahí yacían más de 30 árboles de Josué. Los funcionarios estatales presentaron una denuncia el pasado 11 de junio por la «toma ilegal», con 36 cargos, uno por cada planta talada.

De acuerdo con Douglas Poston, un fiscal del condado de San Bernardino, Jeffrey y Jonetta pensaban que podían sacar los árboles de cierto tamaño. «No importa si miden 30 o 20 pies [9 o 6 metros] de alto, están bajo protección», aseveró Poston. Es «ilegal perturbarlos, moverlos, replantarlos y removerlos» sin un permiso, subrayaron las autoridades.

Aunque ese delito puede conllevar multas de hasta 4.100 dólares o penas de seis meses de cárcel, la pareja acusada llegó a un acuerdo con los tribunales para el pago de 9.000 dólares cada uno. Parte de la multa ya fue cancelada y el monto restante podría ser perdonado si los culpables se ofrecen como voluntarios para trabajar en dos parques nacionales donde abunda esta especie. Si la pareja cumple con todos los requisitos antes de su juicio, el caso será desestimado, recoge el diario The Guardian.

Los árboles de Josué (Joshua Tree, en inglés) crecen principalmente en los estados estadounidenses de California, Arizona, Utah y Nevada. El aumento de las temperaturas y la disminución de las lluvias consecuencia del cambio climático están matando a los árboles de esta especie e impidiendo que los retoños más jóvenes sobrevivan. Un incendio en agosto de 2020 quemó cerca de 17.000 hectáreas en algunos de los bosques de árboles de Josué más antiguos en la reserva nacional de Mojave. A pesar de los múltiples desafíos a los que se enfrenta esta especie, funcionarios locales se han opuesto a que se lleven a cabo esfuerzos adicionales para protegerla alegando que frustrarían el desarrollo inmobiliario.

Fuente: https://actualidad.rt.com/, Agencias


Recibe nuestro boletín de noticias ecológicas todos los días en Telegram a través de este enlace: https://t.me/masverdeperiodico

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.