La ecologista Caroline Chaptini obtuvo su segundo récord Guinnes al crear el mosaico más grande del mundo con tapas de botellas, informa el portal Prensa Latina este jueves. Para lograr su hazaña, la activista ambiental utilizó 40 mil tapas de cinco colores diferentes con las cuales armó la mencionada obra en un parque público de la norteña ciudad de Miziara.

El mosaico forma una luna creciente con estrellas y según confesó, la concepción llegó durante la cuarentena. Necesitó 160 horas para concretarlo. Chaptini declaró que condiciones climáticas la obligaron parar y reiniciar la obra varias veces.

Arte y conciencia

“Este es mi regalo para el Líbano, el ambiente y los niños del mundo árabe”, dijo.

Con anterioridad, ganó un título de igual categoría por esculpir una obra con botellas de plástico de una altura de 28.1 metros que levantó en los alrededores del edificio municipal de la norteña ciudad de Chekka.

Las tapas de esas botellas las remitió a una empresa de reciclaje y sus fondos engrosaron las arcas de la organización no gubernamental Kids First Association que ayuda a combatir el cáncer.

Fuente: Prensa Latina, Agencias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.