Más de 100 aves muertas, todas ellas urracas, se encontraron en las plantaciones cerca del lago Hengshui en la Provincia de Hebei al este de China. Los cuerpos estaban colgando de los árboles.

La causa de las muertes es desconocida, por lo que las autoridades instaron a no comer los animales muertos y esperar el resultado de las investigaciones.

Posible intoxicación

Según la publicación “Yachzho dushibao” se encontraron urracas muertas por todas partes a lo largo de 200 metros. Los cadáveres de las aves estaban separados por cierta distancia aunque en algunos puntos hay dos o tres juntos.

Sus ojos están abiertos, las patas abiertas y extendidas y sin lesiones en el cuerpo. El zoólogo local sugirió que la causa de la muerte de las aves podría ser una intoxicación alimentaria por lo que recalcó a los vecinos no usar las aves muertas en la cocción de sus alimentos para evitar intoxicación.

Fuente: La Gran Época, Agencias
Artículo original de lagranepoca.com

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.