La selva amazónica está repleta de criaturas desconocidas para la ciencia, y eso es solo a plena luz del día. Después del anochecer, el bosque es un lugar completamente nuevo, lleno de animales nocturnos que se han mantenido aún más esquivos para los científicos que sus contrapartes del turno diurno. En un nuevo artículo en Zootaxa, los investigadores describieron dos nuevas especies de búhos chillones que viven en los bosques del Amazonas y el Atlántico, los cuales ya se encuentran en peligro crítico de extinción.

“Los búhos chillones se consideran un grupo bien comprendido en comparación con otros tipos de organismos en estas áreas”, dice John Bates, curador de aves en el Field Museum de Chicago y uno de los autores del estudio. “Pero cuando comienzas a escucharlos y compararlos a través de la geografía, resulta que hay cosas que la gente no había apreciado. Por eso se describen estas nuevas especies”.

descubren 2 nuevas especies de buho en la selva amazonica

Importante descubrimiento

Los búhos chillones recién descubiertos son primos de los búhos chillones del este que son comunes en los Estados Unidos. “Son lindos búhos, probablemente de 15 cm de largo, con mechones de plumas en la cabeza”, dice Bates. “Algunos son marrones, algunos son grises y algunos están en el medio”. Hasta este estudio, las nuevas especies se agruparon junto con el búho chillón de vientre leonado y el búho chillón de cabeza negra, que se encuentran en toda Sudamérica.

Descubrir las diferencias entre las especies comenzó con años de trabajo de campo en la selva amazónica, así como en la selva atlántica que se extiende a lo largo de la parte oriental de Brasil y los países circundantes. Bates, quien generalmente realiza trabajo de campo durante el día, dice que hacer estos estudios en la selva tropical por la noche conlleva nuevos desafíos.

“Para mí es más una sensación de fascinación que de miedo, pero al mismo tiempo, te encuentras con telarañas. Si estás usando una linterna, ves el brillo de los ojos de los animales nocturnos. Una vez estaba pasando por encima de un tronco, miré hacia abajo y había una tarántula del tamaño de mi mano allí descansado, dice Bates. “Si hubiera sido un niño, me habría muerto de miedo”.

descubren 2 nuevas especies de buho en la selva amazonica

2 nuevas especies

Los búhos que buscaban los investigadores viven en los árboles, a menudo a treinta metros sobre el suelo del bosque. Eso hace que estudiarlos sea difícil. Pero tenían un arma secreta: el chillido homónimo de los búhos chillones.

“Para sacar a las aves, usamos grabaciones en cinta”, explica Bates. “Grabamos sus llamadas y luego las escuchábamos. Los búhos son territoriales, y cuando escucharon las grabaciones, salieron a defender su territorio”. Los científicos compararon los cantos de las aves y encontraron que había variaciones en los sonidos que hacían, indicativos de diferentes especies. También examinaron la apariencia física de las aves y tomaron muestras de tejido para poder estudiar el ADN de los búhos.

La combinación de variación genética, diferencias físicas y vocalizaciones únicas llevó al equipo a describir dos nuevas especies además del búho chillón de vientre leonado previamente conocido: el búho chillón Xingu y el búho chillón de Alagoas. El nombre científico del búho Xingu es en honor a la hermana Dorothy May Stang, una activista que trabajó con los agricultores brasileños para desarrollar prácticas sostenibles y luchar por sus derechos sobre la tierra; su nombre común es para el área donde se encuentra el búho cerca del río Xingu. El nombre del búho de Alagoas es una referencia al estado de Alagoas, en el noreste de Brasil, donde se encuentra principalmente el búho.

Especies endémicas de áreas severamente quemadas

Si bien los búhos son nuevos para la ciencia, ya están en peligro de desaparecer para siempre. “Ambas especies están amenazadas por la deforestación”, dice Jason Weckstein, curador asociado de ornitología en la Academia de Ciencias Naturales de la Universidad de Drexel y profesor asociado en el Departamento de Biodiversidad, Ciencias de la Tierra y Ambientales de la universidad. “El búho chillón de Xingu es endémico del área más severamente quemada del Amazonas por los incendios sin precedentes de 2019, y el búho chillón de Alagoas debe considerarse en peligro crítico dada la extensa fragmentación del bosque en el área reducida donde habita”, dice Weckstein.

Bates espera que el estudio arroje luz sobre qué tan variados son los bosques amazónicos y atlánticos y como simplemente proteger ciertas áreas no es suficiente para preservar la biodiversidad de los bosques. “Si solo dices, ‘Bueno, sabes que la Amazonia es Amazonia, y es grande’, no terminas priorizando los esfuerzos para evitar que los bosques sean talados en estas diferentes partes de la región. Eso podría significar perder especies enteras en estos ecosistemas”, asegura el investigador.

Fuente: https://phys.org, Agencias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.