Las emisiones de gases de invernadero por parte de Gran Bretaña no están reduciéndose lo suficientemente rápido para cumplir con los objetivos del gobierno de coalición, informó el Comité contra el Cambio Climático (CCC, en sus siglas en inglés).

El grupo, que asesora al gobierno en materia de políticas medioambientales, indicó que las emisiones de dióxido de carbono (Co2) aumentaron un 3% en 2010, principalmente para hacer frente a las demandas energéticas por la ola de frío polar.

Crecimiento inevitable

El CCC afirmó que dicha cifra es incompatible con los planes del gobierno para reducir en un 3% anual las emisiones de gases contaminantes a la atmósfera.

De acuerdo al reporte del comité, los británicos están comprando vehículos que dañan menos el medio ambiente, como también instalan calefacción y termo-tanques más eficientes, aunque indicó que el proreso en materia de aislamiento de las casas es lento.

“Durante 2010, la economía creció un 1%, pero las emisiones no cambiaron. Si la economía crece un 2% por año o más, es incierto lo que sucederá con respecto a los gases de invernadero. Debido a que estamos volviendo al período de crecimiento, el gobierno debe hacer más al respecto”, afirmó el presidente del CCC, David Kennedy.

Fuente: Prensa Latina, Agencias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.