[dropcap]Y[/dropcap]a son nueve los decretos de alerta ambiental en Santiago de Chile, una de las capitales más contaminadas del planeta.

La Intendencia Metropolitana mantuvo para el pasado viernes, por segundo día consecutivo, tal condición que impone medidas de restricción vehicular y de uso de chimeneas domésticas.

Photobucket

No hay ambiente

Se prohíbe además encender los calefactores a leña o biomasa de todo tipo, estén o no provistos de sistema de doble cámara de combustión. La población debe además evitar la práctica de actividades deportivas al aire libre.

El propósito del decreto de alerta ambiental es resguardar la salud de los habitantes ante el previsible empeoramiento de las condiciones atmosféricas.

Las autoridades prevén que la calidad del aire podría situarse en niveles considerados «malos»; es decir, un Índice de Calidad del Aire referido a Partículas (ICAP) en el rango entre 200 y 299.

Photobucket

Inversión térmica

Si el ICAP se ubica entre 300 y 499 correspondería decretar preemergencia y con más de 500 emergencia ambiental.

La contaminación del aire aumenta las posibilidades de padecer todo tipo de infecciones respiratorias y acentúa las enfermedades vasculares y cardiacas. Los contaminantes químicos que se encuentran en el aire pueden causar resequedad de las mucosas, irritación en la piel y en las vías respiratorias.

Santiago de Chile está ubicado en un valle rodeado de montañas y durante el invierno se produce un fenómeno de inversión térmica que impide la dispersión de las partículas contaminantes.

Fuente: Prensa Latina, Agencias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.