La ciudad de Londres contará con un total de ocho autobuses impulsados exclusivamente con hidrógeno, que emiten sólo vapor de agua.

Se trata de un primer paso para reducir la contaminación causada por los cerca de 8.500 autobuses de la ciudad, la mayoría a diesel.

En una primera etapa el hidrógeno es transportado por tierra desde una fábrica en Holanda, especializada en la tecnología de punta necesaria para separar con electricidad el hidrógeno del oxígeno contenidos en agua. Se espera que en una segunda etapa el hidrógeno sea producido localmente.

Fuente: BBC

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.