Las inundaciones provocadas por las intensas lluvias monzónicas caídas sobre el sur de Pakistán han causado hasta ayer miércoles 30 muertes y afectado a un millón de personas.

Según Qaim Ali Shah, jefe de gobierno de la provincia de Sindh, las aguas cubrieron decenas de aldeas y destruyeron vastas áreas de cultivo.

Menos daño

Ese territorio fue de los más sufridos cuando el año pasado un fenómeno de mayores proporciones dejó 21 millones de damnificados y provocó pérdidas multimillonarias en todo el país. Sajjad Haider Shah, un funcionario de la Autoridad Metropolitana de Gestión de Desastres, dijo a la prensa que 60 mil personas habían perdido sus hogares en los seis distritos más perjudicados de la provincia.

Los residentes se quejan de no haber recibido ayuda alguna de la que se le prometió el pasado lunes, cuando el primer ministro Yousuf Raza Gilani visitó la región.

Fuente: Prensa Latina, Agencias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.