La agresión hacia otras personas son el reflejo de una serie de cadenas de violencia que pueden comenzar en el hogar, la escuela u otros espacios sociales, entre ellos la convivencia con los animales de compañía. Según los expertos, la violencia se produce especialmente contra los seres vivos más vulnerables, que no se pueden defender ni cuentan con el apoyo necesario para denunciar o lograr que la crueldad sea sancionada.

La catedrática de la Escuela de Psicología de la estatal Universidad de Costa Rica (UCR), Mirta González, indicó a la agencia EFE que el primer problema viene desde la educación, ya que la sociedad “está permitiendo niveles de violencia y no está tomando medidas para sensibilizar a las personas”.

forointernacionalmaltratoanimal

Injusto sometimiento

Datos de otros estudios, que fueron citados por la experta, indican que un 71% de la violencia intrafamiliar esta relacionada con maltrato animal.

Según la psicóloga, en las estructuras de poder humanas, los animales se encuentran dentro de los niveles más bajos y las acciones de sus agresores se realizan sin miedo al control o a las represalias, lo que tienden a facilitar la conducta agresiva. “Los niños pueden tomar un animal y herirlo sin querer, por eso desde pequeños se les debe enseñar ciertas conductas con las demás personas y los seres vivos, el problema se agrava cuando un adulto disfruta de las agresiones y las ve como algo natural”, afirmó González.

Costa Rica, a diferencia de otros países de Latinoamérica como Chile, Argentina, México o Colombia, entre otros, no cuenta con un ley que proteja los abusos hacia los animales. Un proyecto llamado Ley de Bienestar Animal, que se encuentra en la Asamblea Legislativa, aún sin avances, pretende castigar con penas de hasta tres años de prisión y multas económicas a quienes torturen, maltraten y maten a los animales sin justificación.

perroderechos

Brutalidad y ensañamiento

El tema del maltrato animal ha ido tomando fuerza en Costa Rica debido a la cantidad de denuncias. Datos del Servicio Nacional de Salud Animal (Senasa) indican que las autoridades costarricenses atendieron durante el año 2014 cerca de 1.500 denuncias por casos de maltrato a animales en el Gran Área Metropolitana (GAM).

El reporte expresa que se rescataron 390 perros que se encontraban en situación de crueldad, abandono y algunos eran utilizados para peleas. Durante el mes de enero el caso de un tucán que fue golpeado con un palo por unos jóvenes arrancándole parte de su pico, fue duramente criticado por la sociedad y por el mismo Presidente costarricense Luis Guillermo Solís, que lo catalogó como una “barbarie” y un “salvajismo”.

perros-calles-xg01

El ave fue tomada por el Centro de Rescate Animal ZooAve, ya que no podía comer por sí solo, y posteriormente le colocarán una prótesis en impresión 3D. Al igual que esta, se han dado a conocer otras agresiones como la muerte de un mono bebé, luego de que unos jóvenes le tiraran piedras, así como el ataque a machetazos a un perro que quiso defender a su dueña de un vecino agresor.

En este momento, la legislación costarricense no tipifica estos actos como delitos penales, por lo que los agresores quedan impunes. “Una pobre cultura y falta de conocimiento ante la esterilización, que permitiría tener menos animales abandonados en las calles, así como la escasa adopción de mascotas, han permitido que cada vez sean más maltratados”, aseveró a EFE la funcionaria del Senasa, Laura Loaiza. Datos de la Asociación Nacional Protectora de Animales ANPA indican que en Costa Rica, un país de 4,7 millones de habitantes, la población canina es de 1,5 millones con o sin dueño, mientras que la cantidad de gatos no se conoce con precisión.

seasheperdcostarica

Doble discurso

La Secretaria de la Asociación para el Bienestar y Amparo de los Animales (ABAA), Patricia Abadía, dijo que Costa Rica, un país que es reconocido internacionalmente por su protección a la naturaleza y por tener el 4,5 % de la biodiversidad mundial, cuenta con un “doble discurso” debido a la ausencia de la ley contra el maltrato animal. “Los animales sienten y sufren al igual que nosotros, es lo mismo maltratar a un animal que a una persona. Es un modelo que se inculca y que se sigue, deben ser valores nazcan del corazón, es fomentar el respeto hacia toda forma de vida”, afirmó  Abadía.

La experta además criticó que muchas veces quienes han protegido a los animales han sido silenciados asesinándolos, como el caso del ambientalista Jairo Mora, a quien mataron en 2013 mientras protegía nidos de tortugas en una playa del Caribe. “El problema que tenemos es un vacio legal. Se nos olvidó que los animales son merecedores del trato digno y que debemos velar por su seguridad. Estamos ante una sociedad con las manos amarradas, impotente, que no le queda más que la denuncia pública que va a terminar en nada”, expresó Abadía.

La médico veterinaria, Melissa Álvarez, propietaria del refugio para animales Asociación Costarricense Probienestar Animal (Acoproba), ubicado al sur de la capital y en el que cuenta con cerca de 150 perros rescatados y seis caballos, aseguró que falta mayor conciencia social. “Necesitamos una ley, pero ante todo una educación, muchos ven un cachorro hermoso, pero cuando crece lo abandonan porque ya no es tan bonito, no entienden que es un compromiso para toda la vida”, expresó Álvarez. Animales atropellados, sin una pata, con cicatrices que todavía se pueden ver, algunos ciegos, y otros a los que se presume les cortaron las cuerdas vocales, son parte de los casos que se ven en el refugio de Acoproba.

Fuente: http://vidayestilo.terra.com.mx, Agencias

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here